¿Conoces el slow fashion?

¿Conoces el slow fashion?

slow

Como trabajamos las prendas en Modista de cucadas

Todos hemos oído hablar del fast food, ¿verdad?, comida rápida. Pues digamos que en los últimos años la moda también se ha dividido en fast fashion y slow fashion (moda rápida y moda lenta), y hoy quiero hablaros de algunas de las diferencias entre si y de donde nos situamos nosotras.

Fast Fashion

La moda fast fashion, interpreta de forma rápida las tendencias, colecciones de ropa diseñadas y fabricadas de forma muy rápida y barata, siguiendo procesos de producción muy cortos en el tiempo, para que el consumidor final tenga la oportunidad de adquirir prendas de moda a bajo costo.

Y todo esto debido a aspectos tales como la poca calidad de los materiales usados, en ocasiones denominados como “desechable” porque acaban siendo para un solo uso, la producción en masa o el bajo costo de la mano de obra.

Slow fashion

El slow fashion se basa en un consumo de las prendas ético, compra por necesidad y no impulsiva provocada por bajos precios y nuevas tendencias constantes.

La propuesta del slow fashion promueve un movimiento en contra de la acumulación de la ropa en el armario, y te propone un nuevo armario lleno de prendas no perecederas, prendas que no tengan el uso de una sola temporada sino que podrás hacerlas útiles mucho más tiempo gracias a la calidad, su atemporalidad y a que se adquieren según la necesidad de la persona.

La moda slow fashion es una compra a conciencia sin necesidad de seguir una tendencia de moda.

Otra de las cosas que yo destacaría de la moda slow, es que las prendas creadas bajo este concepto, están fabricadas en el mismo país donde se encuentra el diseñador incluso pueden estar confeccionada por los mismos diseñadores.

Modista de cucadas trabaja la moda de esta forma. Es una valor añadido para nosotras crear cada prenda para una persona concreta, por un motivo, con una historia detrás, con una dedicación máxima en cada detalle, cuidando los materiales y la forma de realizarlo. Porque no queremos una prenda en el armario, queremos una prenda que puedas llevar a diario, que puedas usar muchas veces y que dejes de usar porque te cansaste y quieras reciclarla, pero no porque pasó de moda o se estropeó en la primera lavada.

¿Te animas a seguir la moda slow fashion?

Déjanos tu comentario y nos lo cuentas.

cosiendo slow fashion

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *