6 Motivos por los que hacerte la ropa a medida

6 Motivos por los que hacerte la ropa a medida

zona comercial

Te encuentras paseando por el centro comercial de tu población, vas metida en tus cosas, ni siquiera vas a comprar, pero resulta que cuando miras hacia un lado y hacia otro solo ves escaparates llenos de reclamos, escaparates que anuncian la nueva temporada que va a llegar, la época del año en la que estamos, ese escaparate lleno de motivos de la próxima festividad…

Y no ibas a comprar, pero te encuentras que te enamoras de ese vestido que está en el escaparate.

Por un momento dudas en entrar, pero acabas entrando, si no lo haces ahora, lo harás de vuelta de tus que haceres, o quizás vuelvas el fin de semana, pero volverás, porque ese vestido te encantó.

Entras en la tienda, lo buscas.

interior de tienda

Colgadores repletos de prendas iguales en diferentes tallas y con un poco de suerte, diferente color.

Entre tantas cosas, ¡ahí está!, después de mirar entre la docena de vestidos iguales que hay, encuentras tu talla, ¡ya está, ya es tuyo! Buscas el probador, te apresuras para deslizar ese vestido sobre tu cuerpo y ver como te queda, y cuando lo haces… No es lo que pensaba…

El escote es demasiado grande, o quizá el vestido es demasiado corto, o te va holgado del pecho… Ya no es como esperabas, ya no lo quieres, y te desilusionas, porque te gustaba, es que si el escote no hubiese sido tan grande…

Seguro que ni si quiera te has planteado, que ese diseño que has visto, ese mismo modelo transformando todo aquello que no te gusta, podría hacértelo una modista y mejorarlo. Podrías elegir color, podrías añadir detalles, podrías hacértelo dibujando cada curva de tu cuerpo y entonces si que sería perfecto.

Ésta misma historia pasa a diario, ya sea en moda casual o en la de ceremonia, y cuando tenemos la necesidad de comprar, que no es un capricho, acabamos comprándonos cualquier cosa aunque no nos acabe de gustar.

En el mejor de los casos, acabarás pasando por algún taller donde te arreglen aquello que no te acaba de sentar bien o simplemente a retocar el bajo, pero en otras muchas te lo pondrás sin más aun sin sentirte cómoda del todo.

Por eso quería destacarte los 6 motivos por los que deberías de hacerte la ropa a medida.

  1. El diseño

No es lo mismo llegar a una tienda y probarte lo que ya está hecho, a ser tu misma la diseñadora de tu ropa, coger las ideas de aquí y de allá, o simplemente optar por lo que ya sabes que te sienta bien. Elegir cada corte de tu vestido, el largo, los detalles que lo adornaran… todos los detalles que acaben personalizando esa prenda que tiene que identificarse con tu persona. Porque no a todas nos gustan las mismas cosas.

  1. Elección de telas y colores

¡Para gustos, colores! Y es que es bien cierto, la diversidad de tejidos, de colores, de caídas, de estampados… pueden hacer decisivo la compra de una prenda, porque por más que te guste ese modelo si no te gusta el color, lo dejarás colgado en su percha.

telas

  1. Exclusividad

¿Has pensado alguna vez en cuantas chicas más llevaran una prenda como la tuya? En cualquier parte podrás encontraros una igual, ¿te imaginas en una ceremonia con un vestido como el de otra invitada?

Haz que tus prendas sean únicas, siéntete tu también única con ella, porque cada prenda que realizamos se hace de forma totalmente personalizada, de forma exclusiva, no se repiten dos modelos, así que podrás ir tranquila que no te encontrarás nada igual por ahí fuera.

  1. Justo para tu cuerpo

Encontramos en las tiendas un amplio abanico de tallas, cada firma talla de una forma diferente, pero es que cada cuerpo también lo es, porque no es lo mismo tener 95 cm de cadera con un trasero respingón bien gracioso y poca curva en las caderas, a tener 95 cm cadera con una curva pronunciada y los muslos anchos. Para los dos casos posiblemente se utilizara la misma talla pero no los dos casos rellenarían la prenda igual.

mesa

  1. Trato personalizado

Llegamos a una tienda y si que es cierto que vamos en nuestras cosas y que en ocasiones nos molesta hasta que nos pregunten si nos pueden ayudar en algo, pero en cambio no desestimas la recomendación cuando alguien con profesionalidad te aconseja de que te puede sentar mejor y porque, y te trata de forma personalizada entendiendo cada uno de tus problemas o complejos y poniendo solución para realzar aquello que si nos gusta y disimular lo que no.

  1. Relación calidad/precio

Piensas que la modista resulta cara, pero ¿te has parado a pensar que esa prenda solo se producirá para ti?, que se ha hecho de forma artesanal y exclusiva pensando en ti, que vas a conocer las manos que te lo van a realizar, que vas a poder elegir absolutamente todo y cada uno de los detalles que completen tu modelo y que vas a tener oportunidad de modificar cositas durante las pruebas. Aun así ¿sigues pensando que resulta cara?

Para mi éstos 6 motivos son más que suficientes para determinar cuando si o cuando no acudir a la modista.

Yo soy modista y reconozco también comprarme prendas hechas, porque no iba a hacerlo, pero si lo que quiero es cubrir mi fondo de armario con las prendas de cada día de calidad, o quiero vestir bien en un evento con una prenda acorde con mi físico y persona, tengo claro que esa prenda será hecha a medida.

prueba

Si te ha gustado éste artículo y quieres recibir más artículos como éste en tu correo, suscríbete a nuestro blog y te haremos llegar todas las noticias de Modista de cucadas.

Si te apetece, recuerda que puedes seguirnos también en Facebook.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.